comerengijon.com


Y si todas estas técnicas obtienen resultados positivos, ¿por qué no hacer uso del sentido del gusto? Y sino logramos nuestra conquista, al menos habremos saciado nuestro apetito. Eso sí, si decidimos echar mano de nuestras dotes culinarias, hemos de hacerlo con lo mejor de nuestro repertorio, y no debemos olvidar jamás que un triunfo en la mesa no garantiza el éxito en la batalla, pero un desastre gastronómico puede arruinar todos nuestros esfuerzos.

Mi primer consejo es elegir unas buenas materias primas, es un requisito ineludible. Lo siguiente es hacer uso de una buena presentación, mantel, velitas y mucha imaginación. La elección de los productos va en función de nuestra compañía, no escatime en ideas. Y por supuesto todo ello se debe complementar con la bebida adecuada. Recuerde también que el mismo manjar puede resultar más satisfactorio si lo degustamos en un lugar con encanto.

Sobre la cantidad no hay un dato objetivo, y más bien cada caso es distinto. Sin embargo hay que ser cuidadoso en no abusar, ya que es preferible dejar un tono de curiosidad que provocar la sensación de saciedad. Otra cuestión importante es encontrar el punto exacto en la mezcla de sabores, quizá sea bueno cocinar con especies, pero sin alterar excesivamente el gusto de los productos. Otras cuestiones deben ser estudiadas individualmente, ¿dulce o salado? ¿frío o caliente?

Y para rematar, un buen postre. Se debe ser especialmente exquisito en este punto, primando la calidad a la cantidad. Es bueno durante la velada acompañar la comida con un poco de conversación, y un buena dosis de complicidad en la mirada. ¿quién se puede resistir? Estoy seguro que ni la más delgada de las flacas.

Si sigue usted los consejos de este artículo puede que tenga una sobremesa especial, y sino siempre podrá recurrir a una socorrida infusión. Puede que llegue a conquistar el corazón del otro comensal, o puede que se quede en el intento. En cualquier caso habrá disfrutado de una buena cena en buena compañía. Si llegados a este punto ha decidido invitar a cenar a alguien especial, el texto habrá merecido la pena. Recuerde también que si alguien le invita a usted, vaya con el corazón abierto a nuevas sugerencias, pues todo puede pasar cuando la magia rodea a dos personas sentadas a la mesa. Yo ahora les dejo que me están esperando para cenar...

>> Volver a artículos


Sobre comerengijon

Es una web de restaurantes que integra un buscador donde podrás descubrir los mejores lugares para comer en Gijón.


© 2017 comerengijon.com buscador de restaurantes en Gijón | Eguino Social Web